martes, 20 de septiembre de 2016

La Música en el Cine de Edwige Fenech (II) - LA COMEDIA EROTICA

En las sesiones dobles de los cines en los años 70, las películas italianas de géneros como el spaguetti-western, el péplum, el giallo, y la comedia, copaban las carteleras de una manera muy significativa. Ante un público ávido de un cine de entretenimiento sin muchas pretensiones, este tipo de cine supo hacerse su hueco y el fenómeno como tal forma parte sin duda de la historia del cine moderno.

Dentro de la comedia y como un subgénero destacado está la "comedia erótica", un tipo de cine que surge en un momento en el que entre los cambios sociales que se produjeron en esa década, la denominada "revolución sexual" acabó con la censura que por causas morales se imponía en el cine desde su invención. Si bien es cierto que el cine también desde sus principios generó en todas sus épocas películas "eróticas", éstas siempre habían permanecido en la marginalidad y es a partir de los años 70 y sobre todo en la cinematografía italiana en esa fusión con la comedia, cuando el erotismo se integra en el cine comercial adquiriendo una gran popularidad. 
Y es así como en muchas ocasiones de una manera muy burda, la desnudez femenina de unas espectaculares actrices, mezclada con gag de humor de no siempre muy buen gusto, triunfó de una manera sorprendente entre el público de la época.

Entre ese grupo de espectaculares actrices brilló como ninguna Edwige Fenech.

Sin duda Edwige Fenech es una de las "maggioratas"  del cine italiano de los años 70, una de esas actrices que se impusieron en las pantallas de cine por su exhuberancia física, quizás con menos calidad interpretativa que las consideradas las más grandes como Gina Lollobrígida, Sofía Loren o Silvana Mangano, pero que cumplieron a la perfección en el genero de la "comedia erótica italiana".

Centrándonos en la música cinematográfica de este genero, también hay que destacar que los grandes maestros italianos de la banda sonora, compusieron bellísimas melodías para acompañar las escenas en las que estas impresionantes actrices mostraban esa desbordante sensualidad que las caracterizaba, consiguiendo en muchos de los casos aportar una dosis de calidad a estas películas, al menos en la parte musical.

LA COMEDIA EROTICA

"Il Ladrone" (1980), titulada en España "El buen ladrón", es una película dirigida por Paquale Festa Campanile y protagonizada por Enrico Montesano. Ambientada en Galilea en la época de Jesús de Nazaret, Caleb es un mago y ladrón de poca monta envuelto en miserables fechorías entre prostitutas, comerciantes, fariseos y romanos. En sus andanzas coincide con Jesús, al que sigue e intenta descubrir, que trucos hace para transformar el agua en vino y multiplicar los panes y los peces, pensando que ha encontrado a un competidor más hábil que él. Cuando al final decide abandonar su vida de vagabundo y se une a Deborah, una prostituta bendecida por Jesús, para formar un hogar, es detenido por un antiguo delito y condenado a ser crucificado junto a Cristo.

La banda sonora es del maestro Ennio Morricone, un trabajo magnífico donde junto a un tema central con tono de comedia, aparecen algunos temas melódicos de una gran belleza.




"Grazie... Nonna" (1975), traducida como "Gracias... abuelita", dirigido por Marino Girolami es uno de estos clásicos de la comedia italiana. Cuando un telegrama llega a casa de los Persichetti avisando de la llegada de la segunda esposa del abuelo fallecido, su hijo y sus dos nietos acuden al aeropuerto esperando encontrar a la abuelita, quedando atónitos al verla llegar. No es para menos cuando quien aparece es una despampanante y encantadora Edwige Fenech. 

Con música de Enrico Simonetti, nos encontramos con uno de esos temas alegres y movidos muy de los años 70, con una divertida base rítmica y un buen arreglo orquestal.





"Quel Gran Pezzo Dell'Ubalda Tutta Nuda E Tutta Calda" (1972), traducida en español como "La pícara y ardiente Ubalda", es otro clásico del género y más concretamente de lo que se denominó "decamerótico", término utilizado para agrupar una serie de películas italianas con fondo erótico ambientadas en la época medieval con referencias al clásico de la literatura "El Decamerón". 
Dirigida por Mariano Laurenti, el título lo dice todo y nos podemos hacer una idea quien es Ubalda.

Obviando la calidad y argumento de la película, nos encontramos con otra buenísima banda sonora de otro de los grandes de la música cinematográfica italiana, Bruno Nicolai. Una música magnífica que solo por su existencia vale la pena el haber rodado películas como esta, como se puede apreciar en este tema que cuenta con la participación del coro "I Cantori Moderni di Alessandro Alessandroni" omnipresente en muchas de las mejores bandas sonoras italianas de la época.





Estos son solo tres ejemplos de las películas de este género que Edwige Fenech ha dejado para el disfrute de una actriz bellísima con un cuerpo espectacular, que triunfó en una época en la que el cine era así.

No hay comentarios:

Publicar un comentario